Casi muero de cáncer de seno por no prestar atención e ignorar estas 5 señales evidentes

El cáncer es una enfermedad terrible que acaba año acaba con la vida de ciento de personas. Sin embargo, algunos tipos de cáncer son peores que otros. Por eso, la cura va a depender mucho del tipo que hagamos desarrollado.

El cáncer de piel, de colon, de pulmón y muchos otros se desarrollas por alguna razón. Pero el peor de todos es el cáncer de mama, pues es hereditario. Por eso, si en tu familia se ha diagnosticado a alguien con el mismo, deberías estar alerta.

Es cierto que no podemos impedir que esta enfermedad aparezca. Lo que sí podemos hacer es estar pendiente de sus síntomas para poder actuar con tiempo. El día de hoy te estaremos hablando de ello y cómo combatirlo.

Algo muy importante es conocer lo que debemos hacer para detectar el cáncer de mama a tiempo. una vez sabes como examinar tu pecho, lo demás será menos complicado. A continuación, te mencionaremos los cinco pasos que debes agotar para descubrir el cáncer de mama a tiempo.

Revisa tus pechos luego de cada menstruación

Es cierto que debes revisar tus pechos regularmente para detectar a tiempo cualquier indicio de cáncer. Pero el mejor momento para hacer esto es justo después de la menstruación. Para ello, deberás lavar tus manos y tocar con tus dedos todo el seno hasta llegar a las axilas. Si descubres algún cambio o abultamiento, consulta tu médico cuanto antes.

Qué debes tener en cuenta en cada revisión

Es cierto que debes examinar tus senos constantemente, pero ¿Qué es lo que estás buscando? Lo que buscas son pequeños abultamientos. Sin embargo, encontrar uno no significa que sea cáncer. Estos bultos pueden aparecer por varias razones. Pudieran tratarse de una infección, cicatrización y hasta quistes inofensivos.

Conocer tus pechos es algo indispensable que solo lograrás revisándolos constantemente. Solo así podrás detectar a tiempo cualquier cambio en ellos. Ten presente que los abultamientos por cáncer normalmente son duros y duelen cuando se pellizcan. Estos pueden aparecer tanto en el pecho como en las axilas.

Si tienes más de 30 años y tus pies están agrietados es porque no has aplicado este remedio

Controla la piel de tus senos

Luego de revisar tus pechos, debes mirarte en el espejo para estar seguro que no se han producido cambios. Entre otras cosas te debes fijar en lo siguiente: pliegues en la piel, arrugas, piel dura, piel roja y piel escamosa. Otra clara señal de que puedes padecer de esta enfermedad es el hecho que tus pechos permanezcan sensibles o inflamados por mucho tiempo.

Revisa tus pezones

Tambien es muy importante que revises tus pezones constantemente. Al examinarlo debes estar atento a las siguientes cosas:

– Dolor.

– Rojeces.

Durezas.

– Irritación.

– Abultamientos.

Pezón invertido.

– Liquido diferente a la leche materna.

Si notas cualesquiera de estas cosas, es muy importante que corras al hospital a examinarte cuanto antes. Esto no significa necesariamente que tengas cáncer, pero pudieran ser señales de que algo no anda bien. Recuerda que siempre es mejor prevenir que lamentar.

Pide una revisión a tu doctor

No importa si se trata de una visita al hospital porque algo anda mal, o solo es una visita de control anula. En todo caso, siempre podrás pedirle a tu doctor que te haga una revisión mamaria para estar completamente seguro que todo está bien. Si notas algún cambio que te preocupe, pide una cita con un especialista y atiéndete cuanto antes.

Vea también: Baja la presión sanguínea en 1 minuto, cura 1 tumor y limpia tu hígado en 1 día con remolacha

Como ves, detectar esta enfermedad a tiempo no es cosa del otro mundo. Solo requiere de un poco de compromiso de toda mujer. Si sigues estos cinco pasos podrás no solo detectarla a tiempo, también tendrás la posibilidad de eliminarla. Si crees que esta información podría salvar la vida de muchas, compártela en tus redes sociales.

COMPARTIR EN: